Villa Saboya 2


EL MODO DE “LE CORBUSIER” DE ENTENDER LA VIVIENDA

Recientemente escribimos sobre la casa de la cascada y dijimos de ella que era un icono de la arquitectura residencial del movimiento moderno. El caso de la Villa Saboya es similar en cuanto a importancia y repercusión, pero su manera de relacionarse con el entorno, su proceso creativo y su línea estilística son totalmente distintos.

Le Corbusier, uno de los puntales de la arquitectura del movimiento moderno, también dejó su “ejemplo” de vivienda unifamiliar aislada que perdura en el tiempo. El arquitecto Suizo marcó tendencia en todos los ámbitos de la arquitectura -residencial, administrativo, urbanístico, teórico, diseño industrial y de mobiliario- a través de una obra extensa en cantidad y dilatada en el tiempo.

Por lo que respecta a la arquitectura residencial, Le Corbusier acuñó el término “máquina de habitar” que expresa por un lado la importancia de la funcionalidad en el diseño (manera de vivir la vivienda) y la inquietud por hacer que la arquitectura formara parte del desarrollo industrial incipiente que contaba con gran complicidad de algunos intelectuales de principios de siglo.

Villa Saboya fachada

 

Contexto histórico, “l’Esprit Nouveau”

El primer tercio del siglo XX fue un período de gran ebullición artística especialmente en Europa. Se desarrollaron multitud de tendencias creativas, visuales y de pensamiento y se reformuló la manera de hacer arquitectura.

En este contexto, en 1920 Le Corbusier colaboró mediante la revista l’Esprit Nouveau, publicación de divulgación artística de gran resonancia internacional, a explicar sus ideas en cuanto a arquitectura y pintura. A pesar del nombre, lo que allí se publica no tiene nada que ver con el “Art Nouveau” o Modernismo, línea dominante de la primera década del siglo.

 

Los 5 puntos de una nueva arquitectura

Ya hemos dicho que Le Corbusier fué también un teórico de la arquitectura en el sentido de dejar escritas sus premisas y no hablar sólo a través de su obra. En la Villa Saboya plasmará exactamente todos los puntos que su documento exige a lo que debe ser la nueva arquitectura:5 Puntos arquitectura

-       La planta baja sobre pilotes: una planta baja destinada al automóvil (al que según él le debía de pertenecer, además de la calle), construida sobre pilares que elevaran el resto de la vivienda.

-       La terraza jardín: aprovechar la cubierta de la vivienda como espacio de esparcimeinto, “devolviendo” a la naturaleza la superficie ocupada por la edificación en forma de jardines.

-       La planta libre: una planta en la que la estructura (modulada) y los cerramientos fueran independientes, aprovechando la entonces nueva tecnología del hormigón armado, para conseguir libertad a la hora de confeccionar los espacios.

-       La ventana alargada: por lo expresado en el punto anterior se podía aumentar la dimensión (especialmente en horizontal) de los huecos mejorando el soleamiento de las estancias y su relación con el exterior.

-       La fachada libre: al ser la estructura independiente de los cerramientos, el plano de fachada se podía tratar como un lienzo, con mayor libertad creativa y sin las ataduras de los muros de carga estructurales.

 

Arquitectura de la villa

La relación de la villa con su entorno es contraria a la de la casa de la cascada, es aséptica. No quiere esto decir que no se tenga en cuenta la orientación solar de las estancias, las vistas, o el camino de acceso a la vivienda, pero la Villa Saboya bien podría “trasladarse” a otro emplazamiento y el proyecto tendría el mismo sentido.

Villa Saboya interioresEn cuanto a la distribución de espacios, ésta no puede entenderse sin el concepto de “promenade” o recorrido. Está pensada para recorrerse, para visitarse, y en este sentido cobran importancia los elementos y espacios de paso como núcleo central del proyecto. Las estancias se sitúan de acuerdo con una secuencia lógica, un recorrido estudiado y potenciado a través de escaleras y rampas.

Como hemos dicho, el cumplimiento de los 5 puntos de la nueva arquitectura es exhaustivo. Liberación de planta baja y entrega de ella al automóvil, modulación estricta de la estructura de pilares independiente de cerramientos y particiones, fachada de huecos horizontales en todo su ancho con completado del volumen incluso en los espacios abiertos y aprovechamiento de la cubierta como elementos de uso y disfrute casi principales de la casa.

Otro de los rasgos característicos de la Villa Saboya, y de la arquitectura del movimiento moderno, es el aprovechamiento del elemento industrial para la arquitectura. Se diseña de acuerdo a los materiales, modulaciones y técnicas que estaban surgiendo en la época y que, con pocas variaciones, son esencialmente los de la actualidad. Esto es lo que hace que la arquitectura moderna de los años 20 y 30 sea tan similar a la actual y tan diferente a la de principios del siglo XX pese a que éstas están más cercanas entre sí en el tiempo.


Dejar un Comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *


× 3 = seis

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>

2 thoughts on “Villa Saboya